jueves, 31 de enero de 2013

"Capítulo 25..." FINAL.

El pequeño Andrew había traído alegría a vuestra vida, cada día los sorprendía con algo nuevo, sus primeros pasos, su primera palabra, el niño era un amor y cada día llenaba de ternura el hogar, su inocencia se transmitía y Tom, que en un principio no se tenía fe como padre, al igual que tú se preocupaba cada noche en que estuviera respirando, lo atendían si Andrew lloraba y nunca se aburrían, era un regalo hermoso que solo les causaba emoción. Al pasar los meses la casa en que vivían se fue agrandando de a poco, habían construido una habitación para Andrew, habían también hecho una terraza en el patio y una piscina con asientos para más comodidad, un día común y corriente Javiera y Jared les avisó que se irían a vivir a Venecia junto con Constanza y Bill, ustedes estaban demasiado felices por la noticia era algo realmente genial que estuvieran cerca y así ustedes no se sentirían tan aislados como antes, cuando las parejas llegaron finalmente a Venecia hicieron una fiesta de bienvenida en tu casa.
Constanza: -Todos estaban en los asientos de la piscina- Estoy tan contenta con todo esto, ¿no es cierto Bill? –Le toma la mano-
Bill: -Le da un beso en los labios- Sí. –Los observa con una sonrisa en su rostro- Wow, ¿Quién lo diría?
Javiera: Sí, chicos, gracias por toda esta bienvenida, Venecia es hermosa.
Jared: Es cierto, me enamoré de Venecia. Es cierto lo que dicen, Venecia es sin duda la ciudad del amor. –Le da un beso a Javiera-
Tom: -Te observó acordándose de las salidas que habían hecho juntos cuando recién estaban conociendo Venecia, se acordó de todo eso que le entró cierta felicidad, sonrío sin razón y tomó tu mano- Es hermosa, fue en esta ciudad donde floreció mi amor por (tn), llevándola finalmente al altar –Sonríe-
Jared: -Sonrío ante tal afirmación- Chicos, hablando de altar… -Observa a Javiera-
Javiera: -Le sonríe de vuelta- Me casaré con Jared.
Jared: Sí, finalmente nos casaremos. –Sonrío por la emoción-
Estaban sin palabras, era una noticia genial, ambos se merecían lo que al fin estaban recibiendo, todos los felicitaron.
Bill: ¿Saben? Creo que los futuros esposos necesitan un poco de agua. –Se levanta y los bota a la piscina, todos rieron a carcajadas al ver a Jared y a Javiera caer al agua. Bill rio-
Javiera: -Saliendo del agua para poder respirar, estaba en medio de la piscina- ¡BILL!, ¡HIJO DE…
Jared: -Salió para respirar y rio a más no poder, al igual que los demás- Jaja –Nadó hacía la orilla de la piscina en dirección a los asientos, donde estaban ustedes- Ya ayúdame a pararme.
Constanza: -Se acercó a Jared para ayudarlo al igual que Bill a Javiera y ambos jalaron para que Bill y Constanza cayeran finalmente al agua- AHH.
Al caer tú y Tom reían por ser los únicos a salvo, pero sin que se dieran cuenta Bill había salido de la piscina y los había jalado para que también cayeran a la piscina con él. Todos rieron al estar empapados de agua y más encima con ropa, empezaron a tirarse agua entre sí y a jugar mientras reían, estuvieron así como por cinco minutos, cuando ya se habían cansado salieron del agua y se sentaron en los asientos para secarse al sol, trajiste jugo natural de frutilla para que se hidrataran al igual que ropa para que se cambiaran, ya que habían caído al agua con ropa, estaban estilando.
Constanza: -Rio nuevamente- Fue divertido, jaja.
Tú: -Ríes- Sí.
Tom: -Te abraza y te susurra al oído- Te ves sexy mojada.
Tú: -Ríes avergonzada y lo golpeas levemente- Tonto. –Le susurras y ríes-
Constanza: Oigan… He querido decirles hace tiempo esto pero… no sé no hallaba las palabras para decírselo, pero creo que ahora si…
Bill: -Observa a Constanza sorprendido-
Javiera: Ay, no me asustes.
Tu: ¿Qué pasó?
Constanza: -Sujeta la mano de Bill- Estoy embarazada.
Todos quedaron con la boca abierta, ¿embarazada? ¿Constanza?
Tu: ¿Es broma, cierto?
Bill: … Es cierto, no sabíamos cómo contarles la noticia…
Tom: Pero Dios, eso es maravilloso, mi hermano al fin tuvo sexo. –Todos rieron-
Bill: -Lo mira molesto- Cállate, yo sé cómo tratar a mi novia, y no es necesario tener sexo en esta hermosa relación que tenemos, además, no tenemos sexo, hacemos el amor.
Constanza: -Se cohíbe causando que sus mejillas se volvieran se un hermoso color rojo- ¡Bill!, cállate.
Bill: -Ríe- Pero es cierto, amor. –Le sonríe-
Tom: Pues, que va, con (tn) tenemos sexo todos los días.
Tu: ¡TOM! –Te ruborizaste al escuchar eso y le das un golpe en el brazo-
Tom: -Ríe- ¿Qué? No tiene nada de malo, sigo siendo el Dios del sexo.
Tu: -No podías aguantar más de la vergüenza- ¡TOM!
Javiera: -Ríe- (Tn) no conocía esa parte de ti. –Ríe molestándote-
Tu: Cállate, no es cierto. –No sabías donde mirar por la vergüenza, solo querías salir de ahí-
Tom: ¿A no?
Tu: -Tus mejillas estaban rojísimas- No todos los días.
Constanza: -Ríe- Amiga, eres toda una loquilla.
Tu: -Ríes- Ya paren, es normal después de todo. –Golpeas a Tom en el brazo- Tonto.
Tom: -Juega con su piercing y te cierra un ojo-
Tu: -Ríes-
En la noche, cuando todos ya se habían ido ambos fueron a buscar a Andrew que se había quedado con una amiga y volvieron a la casa, durmieron con él en medio de los dos.
Tu: -Acariciando el cabello rizado de Andrew- Duerme bien, angelito.
Tom: -Observa tu rostro y luego el de Andrew- Son lo que más amo en este mundo, son mi vida, no quiero alejarme de ninguno nunca… -Besó la frente de Andrew y luego besó tus labios- Los amo… -Y cerró los ojos-

***
 -Abuela, abuela, ¡ha vuelto! –El pequeño sonreía de felicidad-
La anciana de ya unos ochenta y tres años se levantó de la silla en que se encontraba sentada y con ayuda de uno de sus nietos se levantó de la cama, no podía ser posible ¿Era real? O era otro sueño como siempre lo había soñado, sus pies ya no podían hacer mucho movimiento y eso causaba que se movieran lento, sus inocentes nietos sonreían y la ayudaban para que caminara, cuando de lo lejos se escuchó la voz de un hombre ya mayor.
 -Amor...Amor.
El rostro de la anciana se transformó, no podía ser... era real, al fin estaba pasando. Soltó a sus nietos y confiada de su cuerpo intentó caminar para llegar a la voz, necesitaba llegar a ella...lo necesitaba. Y fue cuando sintió la frialdad del suelo, se había azotado con el suelo luego de caer a este. Sus nietos quedaron sorprendidos al verla caer, dieron unos pasos para intentar ayudarla y se asustaron al ver que la anciana no deseaba su ayuda.
 -Váyanse, quiero estar sola. -Su respiración era de una completa ansiosa.
Los nietos asustados le hicieron caso a la testaruda anciana y se fueron, dejándola acostada en la superficie.
 -Amor, ¿donde estas?
 -Aquí, ven a por mi. -Respondió con dificultad la señora.
Su arrugado brazo intentó hacer fuerza para que su cuerpo se levantara pero era inútil  ya no tenía fuerzas y la ansiedad de tener al hombre a su lado se hacía más fuerte. Empezó a respirar rápido y a alterase al ver que su cuerpo no podía hacer completamente nada. Escuchó unos pasos acercarse y sonrío al pensar que era él.
 -¿Qué haces acá?
La anciana con el corazón latiendo a mil levantó la cabeza esperando que fuera él y al contemplar el rostro del hombre....su ilusión de esfumó.
 -¿Por qué estas en el suelo? déjame ayudarte.
El hombre intentó ayudarla pero esta empezó a forcejear para que no la tocara.
 -¡NO ME TOQUES! 
 -Madre, yo...
 -¡QUE ME SUELTES! -Dijo la anciana con desesperación y con lagrimas cayéndole por los ojos.
Al comprobar que no era el de deprimió y chocó su cabeza con el suelo. 
 -Pensé que era él...siempre lo pienso, Andrew. -Las lagrimas hicieron un diminuto charco en el suelo.
 -Mamá... -Se agachó para estar a su altura y empezó a acariciar su cabello- ...el no volverá.
Y al fin pudo despertar, era cierto, el no iba a volver... estaba sola, ya no había nadie a su lado... solo quedaba el recuerdo de que alguna vez... el existió. 
FLASHBACK.
Tom: -Tomó tu mano mientras caminaban por las calles de Venecia- Amor, estoy tan feliz... espero que le guste lo que logramos.
Tu: Sí... ya me imagino el rostro de Andrew al saber que entró a la universidad. -Sonríes-
Tom: Sí... -Se detiene al ver que el semáforo estaba en rojo-
Luego de eso todo se volvió negro, fue tan rápido que apenas pudiste comprender lo que estaba pasando solo sentiste un empujón que causó que cayeras duramente con el suelo, golpeándote la cabeza con un bloque de ladrillos, el dolor y la necesidad de poder saber lo que había pasado te ganaron y levantaste la cabeza ensangrentada por el golpe para observar a Tom, a TOM, a  tu novio, a tu esposo... tirado en la acera con un automóvil a su lado... lo habían atropellado.
FIN FLASHBACK.
La anciana comenzó a llorar y soltó un grito desgarrador que hizo que los nietos se acercaran a ver lo que estaba pasando, Andrew al darse cuenta de eso les gritó para que se fueran, no quería que sus hijos vieran la escena.
 -¡¿POR QUÉ?! -Llorando a más no poder- ¡¿POR QUÉ ME DEJASTE?!
Andrew no sabía que hacer, no estaba acostumbrado a esas reacciones de su madre, la levantó del suelo y la llevó a la cama, el corazón de la anciana latía de una forma descontrolada, su hijo le tomó la presión y comprobó que la tenía alta. 
 -¡SIA!, ¡LLAMA A UNA AMBULANCIA!
 -¡NO! -Respondió la anciana.
Agarró el brazo de Andrew y sintió un dolor en el pecho que hizo que cerrara los ojos del dolor.
 -Madre, ¡¿cómo que no?! ¡te estás muriendo!
 -No...ne...necesito...estar...sola...
Su hijo desesperado le agarró la mano y le besó varias veces la frente.
 -Madre... por favor...
Sintió como su madre empezaba a jadear y como su respiración comenzaba a complicarse. Sia, la esposa de Andrew observó a (tn) acostada en la cama jadeando, se asustó y corrió para buscar el teléfono llamando rápidamente a una ambulancia, al terminar de llamar de encargó de sus hijos para que no vieran a su abuela.
 -Andrew... -Sus pupilas empezaron a dilatarse- ...quiero que sepas que siempre te hemos amado...  queremos lo mejor para ti, te hemos... dado lo mejor siempre, no quiero que mi muerte... te afecte... nosotros... te cuidaremos... siempre.
Los ojos de la anciana tenían la mirada fija en Andrew y empezó a tener convulsiones, Andrew comenzó a alterarse más de lo que ya estaba.
 -¡MADRE!, ¡NO!, ¡NO ME DIGAS ESO!, ¡NO TE VAS A MORIR!... ¡no te vas...a morir...! ....¡no...te...vas...a...morir! ...no..te..vas..a..morir.. no..te..
Y fue cuando se detuvo. De la nada Andrew desapareció, ya no se escuchaba la voz de su hijo, la anciana confundida observó a su al rededor y nada, no había nada, todo era oscuro y solo estaba ella. Comenzó a asustarse y desesperada empezó a caminar y se sorprendió, podía caminar, podía caminar perfectamente... al fin podía hacerlo. 
 -¿(TN)?
La anciana se asustó y dio la vuelta para buscar de donde provenía la voz, y quedó perpleja.
 -T...t...tú...
Dio unos pasos, intentando ver más allá y atemorizada le habló.
 -¿Esto es un sueño?
La persona dio unos pasos y la anciana se alejó un poco, estaba temerosa, se acercó más hasta que ella se quedó quieta. Tom, tomó sus manos y las cruzó con las de él.
 -Esto, amor, es nuestro sueño.

miércoles, 30 de enero de 2013

"Capítulo 24..." (Maratón)

Y así pasaron los días en Brasil, haciendo el amor cada noche y follando en cada momento que se les diera la gana, nunca en su relación habían sido tan activos como en esos días de su luna de miel. El jacuzzi, la playa, la cama, la ducha, eran solo lugares donde habían liberado su amor en la máxima expresión que este pudiera tener. Momentos épicos, grabados en sus memorias que habían quedado en Praia do Forno, Brasil, como sin duda los mejores días de su vida.


***
Después de dos semanas, Venecia, Italia.
Tu: -Despiertas sintiendo unos brazos abrazándote, giraste la cabeza y contemplaste a Tom con una carita bastante tierna durmiendo como un ángel- Te ves tan tierno... -Susurraste para no despertarlo y volviste a acomodar la cabeza en la almohada-
Tom: -Abre un ojo y sin que te dieras cuenta te besa el cuello causando que te asustaras, comenzaste a reír- Fue inevitable, amor. ¿Así que me veo tierno?
Tu: -Sonríes- Sí, siempre lo eres -Giras para tenerlo enfrente- eres como un niño. -Posas tus manos en sus mejillas y le das un beso- Buenos días ¿Cómo amaneciste?
Tom: Muy bien, como siempre feliz de tenerte a mi lado.
Tu: -Sonríes feliz al recibir tantos elogios de su parte, era tan tierno cuando los decía-
Tom: ¿Y usted?
Tu: Muy bien, gracias hermoso.
Cuando de repente suena una alarma, Tom te da un beso y voltea para tomar el celular, en el salía "Hoy", y emocionado Tom volteo para verte y sonreír con emoción.
Tom: (TN) ¡Hoy es el día! ¡AL FIN! -Su rostro expresaba completa felicidad, emoción, alegría, orgullo, solo no podía más de la emoción y tú al recibir esa noticia actuaste de la misma manera-
Tu: ¡TOM! -Sonríes a más no poder- ¡OH DIOS, ESTO ES INCREÍBLE! -En tu rostro había una sonrisa se oreja a oreja y unas pequeñas lagrimas de emoción aparecieron en tus ojos- Te amo. -Te acercas y lo besas con tanta emoción que casi te lo comes vivo, ríes-
Tom: Hay que ir, ahora mismo, hay que ir.
Tu: Sí, sí, hay que ir.
Ambos se arreglaron para salir de la casa, estaban tan emocionados que hasta llevaron a Zanahoria con ustedes en el auto. No podía ser, que emoción. Luego de hacer unos tramites por fin terminaron todo y pudieron recibir lo que tanto deseaban.
Tom: -Toma tu mano emocionado- Hay que juntar a las familias por la noticia.
Tu: -Emocionada- Sí sí, Tom, es lo mejor que me ha pasado. -Lo besas-
Tom: -Sonríe- (Tn), tengo una idea, tengamos esto en secreto, nadie debe saberlo hasta que estemos preparados y listos...porque tengo que afirmar que estoy nervioso.
Tu: -Tomas su mano- Lo haremos estupendo, estoy segura, amor. -Lo besas-
Flor: -Una señora de unos 40 años se les acercó- Esta bien, está todo listo y hecho, quiero felicitarlos por aceptar esto, es algo realmente hermoso lo que se les va a venir y son bastante jóvenes, pero según los papeles tenemos el derecho de darles esta responsabilidad. Así que chicos, dejando de lado el lado frío de el asunto, -Ambos rieron- quiero darles las gracias, es la mejor decisión que pueden tomar y esto los hará crecer bastante, son personas maduras y que con este cambio se darán cuenta el respeto y cariño que necesita esto, felicidades. Cualquier problema o duda pueden venir a verme, soy Flor Bedingfield. -Metió su mano en el bolsillo para buscar algo y retiró su mano de ahí con una tarjeta en la mano- Tengan esto -Estiró su mano- es mi tarjeta, cualquier cosa pueden llamarme y yo feliz los atenderé, amo mi trabajo.
Tu: -Recibiste la tarjeta- Muchas gracias, es algo muy importante para nosotros, enserio.
Flor: Está bien, confío en vosotros.
Ambos sonrieron dispuestos a tomar la enorme responsabilidad que se les venía encima.

***
En vuestra casa. Venecia, Italia.
Habían pasado ya un mes después de aquella situación, se encontraban reunidos en su casa con tu familia y la de Tom, como siempre habías cocinado la cena y Tom había limpiado y ordenado la casa, además de decorar la mesa donde iban a cenar. Al fin era el día en que saldría a la luz esta hermosa noticia que Tom junto a ti tanto anhelaban rebelar.
Tu: -Llegando a la mesa con una bandeja con la carne, la dejaste en la mitad de la mesa y comenzaste a servir, cuando ya todos tenían su trozo de carne te sentaste para servirte de los agregados que habías dejado al rededor de la mesa- Espero que les guste, lo hice con mucho cariño.
Simone: Está demasiado rico pequeña -Sonríe- tienes una buena mano.
Tu: -Sonríes- Me alegra que te haya gustado, Simone.
Andreas: -Dejó pasar unos minutos- ¿Y bien? ¿Por qué estamos aquí? siempre que nos invitas a cenar terminamos con una sorpresa enorme. -Todos ríen en la mesa-
Bill: Andreas tiene razón. -Ríe- ¿Qué noticia nos tienes para hoy hermanito?
Tom: Esta bien. -Toma tu mano por debajo de la mesa y se para de ella para entrar a una habitación-
Todos quedaron extrañados por eso.
Tu: Como sabrán, Tom y yo hemos estado ya bastante tiempo juntos y quisimos llevar este matrimonio a otro nivel, hace tiempo queríamos hacer esto y al final pudimos realizar este deseo que tanto deseábamos  queremos que conozcan a nuestro precioso Andrew.
Tom salió de la habitación con un bello pequeño de unos 15 meses en sus brazos, era hermoso, su poco cabello era de un fino castaño miel, tenía la misma tez de Tom y sus ojos eran de un hermoso color canela, todos quedaron perplejos al ver al pequeño, Simone, Gordon, Javiera, Constanza, Anne, Andreas y Bill, todos observaban al pequeño niño que jugaba con sus propias manitos.
Simone: Oh...mi.. -Simone estaba completamente sin palabras, ese pequeño... ¿De donde había salido?-
Tom: -Se acerca un poco a la mesa y lo observa con cariño tan fraternal- Lo adoptamos, teníamos pensado en hacerlo después de la boda pero necesitábamos un poco de tiempo, sin duda es el mejor regalo que Dios nos ha podido dar, es mi pequeño Andrew.
Bill: Dios... Estoy simplemente sin palabras...
Luego de que nadie hablara por la impresión se acercaron al pequeño para acariciarlo y tomarlo, Simone lloraba de felicidad y ustedes estaban más que orgullosos.
Simone: ¿Y que hay con sus padres biológicos?
Tu: Más bien la madre, es una chica de dieciséis años que lamentablemente está en una pésima situación económica, quedó embarazada y el padre no asumió su cargo largándose de su responsabilidad, su madre es la única que podía cuidar al pequeño para que su hija estudiara pero su padre no quería que el pequeño estuviera en su casa, de hecho, la amenazó con que lo diera en adopción sino ella y su hijo se irían de la casa en que vive ella. Con Tom no dudamos en aceptar al pequeño y hacer feliz a la chica, nosotros la vamos a ayudar con todo lo que podamos, es una niña muy humilde que sinceramente no se merecía lo que le tocó.
Anne: Dios, debe ser terrible.
Tom: Y lo es, la chica lloraba a cantaros cuando nos contó.
Tu: Sí.. -Con Andrew en tus brazos- Pero nosotros cuidaremos del pequeño, seremos sus padres y lo trataremos como un rey. -Lo besas y el pequeño rió, causó ternura en todos-
Y así el pequeño Andrew conoció a su nueva familia, su inocencia cautivó a todos, todos lo amaron y los felicitaron por tal hermosa noticia, sin duda iban a ser unos grandes padres. Simone cargó al pequeño en sus brazos y acarició sus mejillas.
Simone: Eres un bebé muy lindo -Le estaba hablando a Andrew- ¿Cierto que sí? cierto que sí. -Le besó la mejilla y el rió- Es un amor.
Tu: -Sonríes orgullosa y Tom te besó nuevamente-
Simone: Se merecen lo mejor del mundo, serán grandiosos como padres, daría mi vida por eso.




PENÚLTIMO CAPÍTULO o: Lo siento por la demora, encontré que había quedado corto y quise alargarlo akshdakjdka así que aquí lo tienen, chicas mañana tendrán el último capítulo *-* es algo diferente pero estoy segura (supongo) que les gustará, gracias por leer el fic, las amo ♥ cuídense, disfruten la noche ya que son las 2 am. aquí en Chile kjahda pero demás que lo leerán de día, así que.. disfruten el día hermosas aliens*-* Adiós y vibras positivas.

martes, 29 de enero de 2013

"Capítulo 23..." (Maratón)

La carroza los había dejado en su casa en donde Tom al entrar te tomó en sus brazos como una recién nacida y entraron a la habitación, ahí se besaron y jugaron acariciándose casi por media hora, hubieran seguido pero tenían que ir a la celebración del matrimonio a la cual obviamente tenían que ir bien arreglados, eran los protagonistas de esta. Tom no se arregló tanto ya que iba a ser una fiesta por la cual debía de ir cómodo, y tú fuiste arreglada pero a la vez te sentías cómoda. Al llegar todos los recibieron felices y aplaudiendo, el recinto estaba decorado por Javiera y Jared ya que ese era su regalo junto con un obsequio. Caminaron un poco y se encontraron con el enorme pastel que les había regalado Simone y Anne, se encontraba en una mesa y todos estaban alrededor de esta esperando a que ustedes cortaran el pastel.
Anne: -Se acerca al pastel y con un micrófono en la mano empieza a hablar- Chicos, primero que todo, felicidades por este nuevo paso, me siento muy feliz porque ambos hayan tomado esta decisión tan importante que es el matrimonio, me alegra que hayan madurado a pesar de su edad porque eso demuestra que son inteligentes, unos chicos que saben lo que quieren y además que siempre conservan la humildad, me alegra porque en este día tan especial se hayan unido para siempre con el permiso de Dios, pero sobre todo, me alegra que estén tan seguros con esta nueva etapa, porque sin dudas será la mejor etapa que hayan podido elegir. Ojala cuando ya sean adultos exitosos se acuerden de todas esas aventuras que vivieron antes de este hermoso matrimonio, que se acuerden de lo traviesos que eran… -Tom te mira con una ceja levantada y sonríes, ambos volvieron a mirar a Anne-…  para así conservar esa sensación de juventud que estoy segura que siempre tendrán. Felicidades, porque han dado un paso muy importante en este ciclo.
Todos aplaudieron al final del hermoso discurso que había hecho Anne, ella tenía mucha razón, porque era un gran paso que tenían que dar si querían elevar el nivel su relación, y esa era la manera perfecta. Al terminar de aplaudir un señor apareció con un cuchillo decorado con mazapán,  era realmente bonito y tenía unas frases incrustadas en el mango, sonreíste al ver lo mucho que Javiera con Jared se habían preocupado, incluso en los detalles. Tom recibió el cuchillo y tomando tu mano te beso los labios disfrutando del sabor de estos.
Tom: …Te amo.
Pusiste tu mano con la de Tom en el mango del cuchillo y ambos cortaron el pastel, todos sonrieron aplaudiendo por tal tierna escena, y también sacaron varias fotografías del momento. Empezó a sonar una música suave y agradable para mantener el ambiente mientras cortaban los primeros trozos de la torta, Tom con su propio cuchillo y tú con el tuyo, ambos eran iguales con la única diferencia de que uno era color calipso y el otro azul eléctrico, el tuyo era el calipso. 
Tom: -Cuando terminaron  de cortar los trozos y de recibir las felicitaciones de los invitados se dirigieron hacía una mesa que había por ahí, en cambio los invitados empezaron a bailar al ritmo de la música- Te ves reluciente, hermosamente bella. –Te sonríe y con la mano derecha te agarra de la cintura-
Tu: Estas un poco prendido, parece. –Sonríes-
Tom: -Sonríe pícaramente- Un poco harto, querida, es mucha emoción por hoy que merezco un descanso contigo a solas. –Levanta la ceja-
Tu: -Sueltas una suave risa- Tom, acabamos de casarnos. –Sonríes cohibida- Para eso está la luna de miel.
Tom: -Con las dos manos te agarra de la cintura esta vez apegando tu cuerpo al de él notoriamente y te mira con un aire algo protector y sensual- Ya quiero que llegue y hacerla nuestra. –Besa tus labios rojos con pasión-
Tu: -En medio del beso- Amo tus besos, amor… -Acaricias su mejilla cuando besas nuevamente sus labios sin soltarlos-
Luego de besarse fueron a bailar con los demás para disfrutar de la fiesta, todos disfrutaban hasta Simone, Gordon y Anne, en general todos se divertían al ritmo de la música y baile. Incluso había llegado la novia de Andreas para felicitarlos por el casamiento y así para que la conocieran en su mejor faceta, la chica era bastante bonita de cabello rojizo con ojos profundos de un tono miel y además era demasiado simpática, te alegró que fuera novia de Andreas, se merecía tener a una chica como Christina en su vida. Al terminar la fiesta todos estaban mareados por los tragos que habían tomado y Anne se los tuvo que llevar ya que Andreas se tenía que ir con Christina por lo cual no pudo llevarlos, al fin y al cabo todos llegaron bien a sus casas y felices por tal noche.
***
Dos días después. Lunes 09:25
Tom estaba arreglando las pocas maletas que iba a llevar para la luna de miel mientras que tú te estabas duchando, cuando saliste de la ducha se metió Tom para que tú ordenaras las tuyas, ambos estaban ansiosos por el viaje a  Praia do Forno, Brasil ya que era la salida perfecta para despejarse de todo lo que había pasado y así poder fortalecer su amor con unos días de “vacaciones”. Al llegar, finalmente, al hotel donde se iban a hospedar ambos se dirigieron a su habitación, esta era hermosa, los había dejado con la boca abierta.
Tu: -Observando la habitación- Wow, es realmente...hermosa. Me fascina. -Das unos pasos para contemplar la hermosa vista que tenía de la playa, era una habitación de lujo y totalmente con ambiente veraniego, la amaste-
Tom: -Contemplando el lugar- Es hermosa... -Se acerca a ti y te agarra por atrás, cruzando tus brazos en tu cintura-...pero no tanto como tú. -Lo susurró al oído y luego besó tu cuello- Te adoro.
Tu: -Sueltas una risa provocadora- Ay Tom, que divertido es estar a solas contigo...
Tom: -Te das vuelta y el besa tus labios apasionadamente, acorralándote en la pared justo al lado del ventanal- Te deseo... -Suspiró en tu oído con la voz algo ansiosa-
Tu: -Pasó sus manos por debajo de tu blusa subiendo hasta llegar a tus senos, empezó a jugar con ellos mientras te besaba con pasión y deseo- Eres... lo máximo.
Posicionaste tus manos en su pecho y lo besaste, haciendo que retrocediera unos pasos hasta llegar a la cama matrimonial, era enorme y eso les resultaba perfecto, acostaste a Tom en la cama y te sentaste arriba de el.
Tu: Tienes... -Pasabas tu suave mano por debajo de su playera, por sus abdominales, subiendo hasta su pecho-...un cuerpo delicioso, ¿lo sabías?
Tom: ¿Enserio? -Sintió tus labios pasar por su abdomen y gimió- Y bueno... -Vuelves a besar sus labios y cambian de posición dejándote abajo de su cuerpo- ...el tuyo me fascina... -Retiró tu blusa que tanto le estorbaba la mirada dejando frente sus ojos tus hermosos pechos esperando ser tocados por sus manos, lo cual Tom no dudo en hacerlo-
Gemías al sentir el rose de su tacto en tu piel, era tan rudo y único de Tom, pasaste tus manos por detrás de su cabeza y lo besabas sin parar, el sabor de sus labios definitivamente nunca te aburrían, simplemente los amabas, le mordiste suavemente el labio inferior con cierta sensualidad causando que Tom se excitara más de lo que ya estaba.
Tu: -Susurraste a su oído- Amo sentir tu cuerpo... rosar el mio. -Gemiste en su oído y jugaste con tus labios con el-
Tom: -Su respiración se volvía más rápida- Y yo... simplemente, amo todo de ti.
Y así pasaron los días en Brasil, haciendo el amor cada noche y follando en cada momento que se les diera la gana, nunca en su relación habían sido tan activos como en esos días de su luna de miel. El jacuzzi, la playa, la cama, la ducha, eran solo lugares donde habían liberado su amor en la máxima expresión que este pudiera tener. Momentos épicos, grabados en sus memorias que habían quedado en Praia do Forno, Brasil, como sin duda los mejores días de su vida.


Lo siento por la demoraXD pero estaba en una junta con unos amigos, gracias por leer el capítulo*-* y ya solo quedan dos capítulos para terminar con la maratón y la fanfiction o: queda poquito:c pero reitero, cuando termine con esta seguiré con la otra fanfiction, así que me tendrán más tiempo muajaja:3 wksahdkha .. Gracias por sus comentarios*-* son tan hermosos♥ siempre me sorprenden y alegran mi día, gracias. Bueno, adiós*-* y las veo mañana en otro capítulo, vibras positivas

lunes, 28 de enero de 2013

"Capítulo 22..." (Maratón)

Luego de la extraña despedida de soltera que habías tenido, volviste a casa con Tom para disfrutar la noche con una velada bastante bonita y romántica, las chicas aprovecharon de disfrutar con los hombres que se habían quedado en el recinto, obviamente no iban a desperdiciar el dinero que habían gastado. En cambio, ustedes habían jurado nunca más hacer algo como lo que había pasado en ese lugar. Finalmente llegó el sábado y los nervios eran los protagonistas del día. Tom se había ido a arreglar al lugar donde se estaba quedando Simone y Gordon. Ellos, Bill, Gustav y Georg estaban con él para ayudarlo, mientras que tú te habías quedado en la casa con Anne, Constanza, Javiera, Andreas y Jared, todos estaban contentos al verte tan emocionada por el sueño que ibas a cumplir en solo unos segundos.
Tu: -Te habías puesto el vestido de novia y observaste tu reflejo en el espejo de tu habitación- Al fin… desde pequeña he estado esperando este día y al fin se hace realidad… Gracias padre, gracias madre… Gracias por darme esta hermosa vida… Gracias por cuidarme siempre, los amo. –Arreglaste un poco tu cabello, solo un poco ya que habías ido donde una maquilladora y peluquera profesional por lo que no querías arruinar el perfecto look que habían creado en ti, saliste de la habitación y te dirigiste al living de la casa, ahí estaban todos observando lo hermosa que te veías-
Andreas: -Estaba encantado con tu look- Wow, hermana, te ves…
Anne: …hermosa. –Sonrío orgullosa-
Javiera: Mujer, te ves más que hermosa, bella bella.
Constanza: Que afortunado Tom al casarse con tal belleza. –Se acerca a ti y te da una vuelta, tu reíste-
Jared: Te ves sensacional, (Tn). –Sonrío-
Tu: -Ríes al sentirte alagada por tantos elogios-
Andreas: -Se acerca a ti y te queda mirando con una sonrisa- Me alegro tanto por ti, hermana. Soy feliz mientras tú lo seas. –Te abrazo con algunas lágrimas en los ojos-
Tu: -Sino fuera por el maquillaje hubieras llorado ahí mismo junto a Andreas, pero no lo hiciste, aguantaste tus lágrimas de cocodrilo y lo abrazaste con emoción- Has sido una persona estupenda, me alegra que seamos tan unidos a pesar de no haber pasado la infancia juntos, eres el mejor hermano que una chica puede tener. –Lo abrazas más fuerte- Te quiero mucho, Andreas.
Andreas: -Te besa la mejilla- Y yo a ti, hermana. –Toma tus manos- Quiero que sepas que siempre estaré ahí para ayudarte, pase lo que pase.
Tu: Gracias –Sonríes con emoción- muchas gracias.
Andreas: No hay porque dar gracias. –Te acaricia la mejilla-
Todos te felicitaron y dijeron estar orgullosos de ti, este día era e iba a ser maravilloso. Se subieron al auto dejándote con Andreas en la casa ya que tenían que irse en otro auto para la llegada de la novia, ósea, tú. Cuando finalmente llegó el auto tú y Andreas se subieron a este.


***
Mientras. En la playa Aragihe.
Eran las 19:30 y ya estaban todos sentados en el recinto donde iba a ser la boda, habías elegido la playa Aragihe ya que era limpia, hermosa y solitaria, Tom no quería estar en un lugar lleno de personas y con gente sacando fotos para revistas entre otras, solo quería que la boda fuera para ustedes y sus familias, nadie más y nadie menos. Querías que se realizara a las 19:50 ya que de esa manera iban a poder presenciar el atardecer y así se estaba realizando, el sol se estaba acomodando para el atardecer. Al ser las 19:45, Tom, nervioso, se paró al lado del sacerdote a esperar que llegaras. Tom observó a los invitados y sonrío al ver a toda su gente, estaba más que feliz y orgulloso de su logro, cuando de repente, sacándolo de la tensión, se abrieron las puertas del recinto adornado de blanco y

velas, al estar completamente abierta pudo observar una carroza antigua como de los años 50’ de la cual unos hombres con bonita vestimenta abrieron la puerta trasera donde saliste con tu hermoso vestido blanco. Todos quedaron anonadados al ver lo hermosa que te veías, el color blanco del vestido quedaba perfecto con tu tono de piel y, además, tu hermoso cabello teñido esta vez de un color castaño con reflejos parecidos a las mechas californianas relucía junto con tus bellos ojos. Todos pusieron la mirada en ti y eso te puso algo nerviosa hasta que viste a él, tu querido casi-esposo parado a unos escasos metros de distancia, estaba al lado del sacerdote observándote con una mirada tan dulce que sonreíste al cohibirte, Andreas salió del auto y se posicionó al lado tuyo como lo habían ensayado, cruzaron sus brazos y empezó a caminar contigo hacía el “altar”, en esos momentos todo te parecía de un cuento.

Flashback.
Amanda: Algún día… -Estaba acariciando tu cabello mientras sentía tu cabeza en su pecho-… algún día vas a encontrar al hombre de tus sueños, ese hombre… te va a amar y te protegerá con el mismo cariño con el que nosotros te protegemos…
Marius: …Ese hombre traerá alegría, felicidad, emoción y amor a tu vida… -Acercó su ruda mano a tu mejilla izquierda y la acarició-… ese chico dará la vida por ti, ese chico se quedará para siempre contigo porque te amará con toda su alma, se quedará junto a ti todos los días, a cada momento, a cada segundo… ese hombre llegará de la manera más inesperada a tu vida y es ahí cuando vas a tener que darte cuenta si es él. Lo sabrás cuando madrugues pensando en su mirada, cuando te distraigas pensando en sus palabras, cuando te hipnotices con sus labios, cuando sonrías al escuchar su nombre… tú lo sabrás, como la niña inteligente que eres. –Se acercó y te dio un beso en la frente- Y finalmente, cuando lo encuentres, recordaras estas palabras…
Fin flashback.

 Tu: -“Y tenían razón… finalmente lo encontré, y sin dudas…es él… es él el hombre de mis sueños.”-…-Cuando estabas casi en el “altar” Andreas te soltó y fue a su asiento, dejando que tú caminaras hacía tu futuro, tu sola. Al llegar al lado de Tom miraste al cura que te miraba complacido al verte-
Y ahí fue cuando el sacerdote empezó con la misa, unas pequeñas lágrimas escaparon de tus ojos al escuchar las hermosas palabras que decía aquel señor, eso confirmaba tu lazo con Tom, mucho más allá que solo palabras, al fin iban a ser oficialmente esposos, que alegría. 
Sacerdote: -Después de una charla de unos minutos, finalmente llegaron al final, el momento más esperado por todos, la aceptación de la unión- Estamos aquí reunidos para celebrar la unión de estos hijos de Dios, que han venido a sus pies para pedir su bendición. –Hace una pausa- Si existe algún impedimento, que hable hoy o calle para siempre. –Te colocaste algo nerviosa pero sonreíste al ver que había un silencio en el recinto. El sacerdote hace una pausa y mira a Tom- Tom Kaulitz Trümper, ¿Aceptas a (TnCompleto) para amarla y honrarla, en la salud y en la enfermedad, en lo próspero y en lo adverso, para serle fiel hasta que la muerte los separe?
Tom: -Lo reflexiona unos segundos, los suficientes para ponerte bastante nerviosa-… Sí, acepto. –Y en su rostro se formó una sonrisa gigante de alivio-
Sacerdote: -Hace una pausa y con una sonrisa te mira- (TnCompleto), ¿Aceptas a Tom Kaulitz Trümper, en las buenas y en las malas, en la salud y en la enfermedad, en lo próspero y en lo adverso, para serle fiel hasta que la muerte los separe?
Tu: Sí, acepto. –Sonríes a más no poder-
Sacerdote: Por el poder que me ha sido conferido, os declaro marido y mujer. –Hace una pausa y mira a Tom- Puede besar a la novia.
Tom: -Sonríe orgulloso y te observa. Te veías hermosa. Con emoción te agarra por la cintura y te entrega el mejor beso de la historia, te inclinó un poco como todas las películas de matrimonios y sentir el primer beso de esta nueva etapa te emocionó más de lo que estabas, tu corazón estaba a punto de estallar-
Sacerdote: -Interrumpe el beso- Lo que Dios ha unido hoy que no lo separe el hombre. –Ustedes se alejan y se colocan corrientes- Ahora podemos irnos, que esta celebración, ha terminado. –Todos aplaudieron y se levantaron de los asientos para hacer lo que había dicho el sacerdote, cada persona tenía una enorme sonrisa en su rostro, y Simone con Andreas fueron los únicos que habían empezado a llorar de felicidad-
Tom: -Voltea a verte y agarra tus manos dándote un nuevo beso- Mi preciosa esposa. –Ambos comienzan a caminar por el pasillo hacía la entrada donde guardias abrieron la puerta para que ustedes pasaran, al salir recibieron muchas pequeñas burbujas yendo hacía ustedes, fue tan tierno salir del recinto con esa recibida tan tierna, que ambos sonrieron mientras caminaban hacía la carrosa- Te amo. –Besó tus labios cuando abrió la puerta de esta para que pasaras, entraste y el entró cerrando la puerta-
Y la carroza empezó a moverse, dejando atrás a las personas con solo la vista de la cinta que llevaba “Recién casados” incrustada en su hermoso diseño. Todos sacaron fotografías de la hermosa escena mientras ustedes por fin podían decir que eran esposos.
Tom: -Te observa y acaricia tu mejilla derecha- Te amo… -Acerca sus labios a los tuyos mientras el auto se iba por la carretera-



*-* Ay que hermoso xdd .. Aquí está el tercer capítulo de la maratón, espero que les haya gustado ya que era el que estaban esperando<3 espero, realmente espero que les haya gustado y gracias por leer esta fanfiction, las amo, disfruten este día, vibras positivas y adiós ♥

domingo, 27 de enero de 2013

"Capítulo 21..." (Maratón)

Ibas a responderle con un grito preguntándole la razón por la que la había hecho pero de repente la puerta de tu habitación se abre y ves a unos dos hombres, bastante apuestos con muy poca ropa, y a Javiera con Constanza atrás de ellos. Estaban muertas de la risa al ver tu reacción pero la aguantaron.
Javiera: Y estamos acá para llevarte a la fiesta. –Sonríe-
Tu: -No tenías respuesta para esto… pero, ¿qué mierda? Oh Dios, ¿qué iría a pensar Tom al respecto? Es demasiado celoso y si el viera a esos hombres vestidos así enloquecería-
Constanza: -Ríe- Y, (Tn), ¿Vendrás, o no?
Tú: Oh Dios, no puedo creerlo. –Ríes y te cubres el rostro con tus manos- ¡Chicas!
Javiera: -Reía al igual que Constanza- Pero mujer. –Volvió a reír-
Tu: ¡Paren de reír! –Seguías oculta detrás de tus manos-
Constanza: -Rio por última vez y echó a los chicos de la habitación disculpándose, cuando ellos ya estaban fuera cerró la puerta y te miró- ¡Mujer! –Ríe- No pudiste haberlos rechazado así. –Vuelve a reír-
Javiera: Si, ellos esperaban una reacción… más… provocadora. Grrr cotita. –Hace un gesto felino y ríe-
Tu: -Ríes y le tiras una almohada- Pero chicas –Ríes- estoy desordenada y ustedes invitan a unos hermosos hombres acá, además, piensen lo que puede sentir Tom al verme con chicos vestidos con diminutas prendas.
Constanza: Ay, amiga, te haces muchas complicaciones, parece que te estas convirtiendo en una adulta sin diversión y esa no eres tú, mira. –Toma su celular y marca el número de Tom-
Tu: -Asustada- ¿Qué vas a hacer?
Javiera: Tranquila, ella sabe lo que hace. –Ríe-
Tu: -Estabas atenta al celular-
Constanza: -Cuando al fin Tom logró contestarle- ¿Aló?... Tom, hola, ¿Cómo estás?... Bien, gracias, oye te estaba llamando porque bueno tú y (Tn) se van a casar ya este sábado, ósea en dos días y le hicimos una despedida de soltera.
Tu: -Te sorprendes e intentas tomar el teléfono de Constanza pero esta se alejó de ti y Javiera te lo impedía-
Constanza: -Seguía hablando con Tom- Vamos hombre, pero si tú vas a tener una esta tarde, (Tn) también necesita un poco de acción que estoy segura que tú no le das. –Ríe-
Tu: Dios. –Tu rostro solo tenía una expresión. Levantaste una ceja- ¿Disculpa? –Te paras de la cama quitándote de encima a Javiera y le quitas el celular a Constanza- ¿Aló, Tom?
Tom: -Al otro lado de la línea- ¿(Tn)?
Tu: Tom, ¿Cómo que vas a tener una despedida de soltero esta tarde? –Tu voz era de una completa chica celosa y enojada-
Javiera: -Mira a Constanza- Uhh… -Se acercan a ti y se ponen al lado del teléfono para escuchar-
Tom: Oh, amor, yo…
Tu: -No lo dejaste terminar- No, no, no me des excusas, bueno, ¿sabes algo? YO TAMBIÉN, ¿Oíste?, yo también tendré una despedida de soltera.
Tom: No, amor no quiero que vay…
Tu: -Interrumpes- Con que no quieres que vaya, ósea, tú vas ¿Y yo no? Bonito el asunto.
Tom: Pero amor…
Tu: No, nada de peros, iré, y van a haber muuuuchos hombres, sí, muchos hombres y con poca ropa.
Tom: ¿Ah sí?, pues pues, yo también iré, y van a ver varias rubias junto con pelirrojas, que también estarán con poca ropa.
Tu: -Tus celos crecían y la conversación se hacía más graciosa para Constanza y Javiera, ambos estaban más que celosos- Que bien, me alegro por ti, yo disfrutaré con mis hombres que me estarán bailando reggaetón y mostrando sus abdominales. Adiós. –Cortas más que enojada-
Javiera y Constanza estaban muertas de la risa, no podían ser más infantiles como lo acababan de ser hace unos segundos, estaban tan celosos que dijeron cada tontera que se les vino a la cabeza y ahora estabas completamente enojada.
Javiera: -Ríe- No puede ser, acaban de discutir por una despedida de soltera.
Tu: ¿Pero cómo es posible? Saben algo, iré, iré a esta despedida que tanto me dicen y listo, se acabó.
Las tres se van al lugar del evento que Javiera y Constanza habían arrendado para hacer la despedida de soltera, habían demasiados chicos guapos en todo el recinto y las chicas los miraban con una sonrisa enorme. Tal vez hace dos años hubieras estado como loca acercándote a todos los chicos atractivos que se encontraban en el lugar pero ahora, ahora no querías, solo querías que Tom estuviera aquí y poder disfrutar con él… pero los celos envenenaban tanto tu cabeza que… maldita sea… esta noche eras libre. A la mierda.
***
Y ahí estaba el, Tom, manejando su auto hacía vuestra casa, necesitaba hablarte y necesitaban hablar sobre la discusión que habían tenido hace unos minutos antes de que fuera demasiado tarde. Al llegar estacionó el auto y entró a la casa, al entrar se encontró con una enorme sorpresa al ver dos hombres en su propia casa, uno rubio y el otro moreno, además, estaban con muy poca ropa. Tom quedó con la boca abierta al verlos.
Tom: Pero que mie... ¡¿Qué coño están haciendo aquí?! –Ambos chicos lo miraron algo relajados-
Chico rubio: -Eran los dos chicos que habían traído Constanza y Javiera, se habían quedado ahí cuando ellas se habían ido contigo a la despedida de soltera- Oh, ¿a ti también te llamaron?
Chico moreno: Hola, ¿Cómo te llamas? –Le sonrío-
Tom: -Enfureció y casi al límite de la rabia- ¡¿QUÉ COÑO HACEN EN MI CASA?! ¡¿Y quién coño son ustedes?!
Chico rubio: -Ambos chicos quedaron anonadados al ver tal reacción de Tom- Lo-lo-lo siento, ¿E-e-e-es tu casa?
Tom: Sí, es mi casa. ¿Quién mierda sois ustedes?
Chico moreno: Ósea, chico, ¿Cómo es que no nos conoces? Somos la sensación de cada despedida de soltera, somos los gemelos Mills.
Tom: -Su rostro se transformó al escuchar eso. Joder, ¿Qué hacían ellos en su casa?- ¿Qué hacen acá?
Chico rubio: Una tal Constanza nos contrató para una despedida de soltera… pero parece que ya no están, supongo que tenemos que irnos. –Mira al otro chico-
Tom: O no. Ustedes no se van hasta decirme…-Se acerca a ellos amenazándolos-…a donde coño están las chicas.
Chicos: -Quedaron perplejos al ver a Tom tan cerca de ellos amenazándolos-

***
Ahí estabas disfrutando de la vista con Javiera y Constanza, las tres estaban bebiendo un rico trago mientras veían a los hombres divertirse, nunca pensaste que irías a estar en un lugar con puros hombres, bastante atractivos, y solo para las tres, que increíble. Pero, aun una parte tuya pensaba en Tom, ¿estará en su despedida de soltero?, nah’ como iría a ser eso posible, Tom es especial y no dudaría en ir. Tus celos crecieron nuevamente al pensar en eso, una imagen pasó por tu cabeza, la de Tom sentado en una silla con rubias bailando encima de él con poca ropa. Celos, celos, celos…
Constanza: (Tn) mira, con la Javi te tenemos una sorpresa. –Te lo dice con emoción y te lleva a una especie de escenario-
Tu: -Algo curiosa por la sorpresa- ¿Por qué vamos para allá?
Javiera: -Al otro lado tuyo- Es una sorpresa, y sabemos que te encantará.
Tu: -Ríes- Ay chicas. –Al estar ya arriba te sentaron en una solitaria silla que se encontraba en el centro del escenario, todos los hombres que habían en el lugar te miraron y nunca pero nunca te habías sentido tan intimidada, querías matar a las chicas cuando de la nada empieza a sonar esta canción (Hacer click) y las luces empezaron a disminuir su potencia causando un ambiente más sensual e íntimo- ¿Qué sucede? –Estabas nerviosa-
Y entre la oscuridad del escenario aparece un chico, era moreno con el cabello chascón, sus ojos eran hermosamente profundos de un tono gris, su cuerpo era bastante formado y te colocaste muy nerviosa porque se acercaba moviéndose de una forma bastante provocativa. Diooos, Tom no pasó por tu cabeza en ningún instante, solo pensabas en aquel chico moreno de hermosos ojos grises y sus movimientos, habías caído en la tentación.


***
Mientras, afuera del recinto.
Tom: -Acercándose a la entrada, iba a entrar pero un guardia se lo impide-
Guardia: ¿Quién eres?
Tom: Emmm…
Chico moreno: -Ambos chicos estaban acompañándolo- Somos los gemelos Mills, trajimos a un amigo que Javiera contrató en el último momento, por algo no está anotado en su lista, pero viene con nosotros. –Sonríe-
Guardia: -Revisa su lista y al ver a los gemelos Mills anotados sonríe- Esta bien. –Abre la puerta para que entraran- Pasen y hagan felices a las señoritas.
Tom: -Tom levantó una ceja al escuchar eso, él hacía feliz a (Tn) todos los días, él, no otro. Sus celos crecieron, pero al entrar y a ver a tantos hombres quedó con la boca abierta, Dios, todos eran hombres con un escultural cuerpo, sus celos le iban a hacer explotar el alma-
Chico moreno: Ya Tom, aquí estamos, nosotros nos vamos a disfrutar, mucho gusto.
Tom: -Levanta la ceja- Esta bien. –Sonrío con la sonrisa más fingida que pudo hacer, estaba celoso, demasiado, y por dentro quería solamente matarlos. Los chicos se fueron entre la multitud y le pareció extraño que todos miraran hacía un lugar, se preguntó a quién estarían mirando y estaba rogando porque no fuera (Tn). Empezó a escabullirse entre la gente hasta que llegó al escenario y quedó perplejo al ver a un chico moreno con solo ropa interior bailándote. A no, eso no podía ser cierto. Dios. Celos, celos, celos…- ¡(TN)! –Pero su grito no se logró escuchar por la música, estaba harto de este asunto y se dirigió a la parte trasera del escenario, ahí estaba Constanza y Javiera-
Javiera: ¡Tom! –Se sorprende al igual que Constanza: ¿Qué haces acá? ¿No ibas a estar en tú despedida de soltero?
Tom: Se supone, pero no podía ir pensando en que (Tn) iría a la suya así que vine a la casa para impedirlo pero me encontré con unos gemelos.
Constanza: -Ríe- Oh, Dios. –Mira a Javiera- Se nos quedaron allá.
Tom: -La mira- Sí, y ellos me trajeron para acá y me encuentro con (Tn) relajada con un chico encima. –Lo único que faltaba era que le salieran los humos por la cabeza, estaba demasiado celoso que cualquiera que lo viera reiría-
Javiera: -Ríe- Pero hombre, es una despedida de soltera, ¿Acaso querías ponys bailándole?
Tom: -Ríe- No, pero… no así. Quiero que la saquen de ahí.
Constanza: No. Ella está disfrutando.
Tom: -Quedó perplejo- ¿Cómo que disfrutando?
Javiera: Sí, disfrutando. Así que puedes irte felizmente a TU despedida.
Tom: No, no, yo no quiero pasar la noche con una rubia o pelirroja, yo la quiero a ella.
Constanza: -Fue tan encantador lo que había dicho Tom que ambas lo miraron encantadas- Bueno, pero luego vas a tener que ir a la tuya.
Tom: No, la cancelé. Insisto, solo la quiero a ella.
Javiera: -Mira a Constanza- Esta bien Tom, te la traeremos.
Constanza: -Ambas tuvieron que cortar la música para que el moreno y tú terminaran de hacer semejante escena, cuando todo terminó en el escenario volviste donde las chicas- Mujer, Tom está aquí.
Tu: -Lo miras sorprendida- ¿Enserio?
Javiera: Sí y canceló su despedida de soltero.
Tu: -Estabas demasiado perpleja, te sentías desconsiderada al haber estado bailando con un chico mientras que Tom te estaba buscando, oh Dios- ¿Dónde está?
Constanza: Allá. –Señala un rincón-
Tu: -Te diriges al lugar y ahí estaba Tom que al verte no hizo expresión alguna, te sentías mal- Tom, lo siento. Yo no quería…
Tom: -Te interrumpe- ¿Enserio? ¿Y no querías que ese chico te bailara encima?
Tu: -Ríes al ver su reacción- Vamos, Tom, solo fue un baile no nos besamos ni te engañe.
Tom: -No tenía excusas- Pe-pero yo…
Tu: -Posicionas tu dedo en sus labios, callándolo- Pero nada, tampoco quería venir solo vine porque pensé que irías a tu despedida de soltero… Ahora que veo que estas aquí y no allá me siento mejor. Lo siento por haber venido, pero me dieron celos, sin embargo estas aquí y… me alegro que lo hayas echo.
Tom: -Sonríe- Eres mi princesa, solo te quiero a ti.
Tu: -Lo abrazas- Gracias, y lo siento por ser tan desconsiderada.
Tom: No te preocupes. –Te da un beso en la mejilla en medio del abrazo-
Tu: -Sonríes- Te amo. No lo volveré a hacer, te lo juro.


Wijsadjsah amé este capítulo, no sé porque xd pero me gustó, bueno es el segundo de la maratón, espero que les gusté y esperen el siguiente porque es el de la boda*-* así que eso.. Adiós hermosas, las AMO cuídense, que tengan un lindo día y vibras positivas ♥

sábado, 26 de enero de 2013

"Capítulo 20..." (Maratón)


A las 8:40 el avión llegó y se subieron finalmente a este para tener un largo viaje, pero valía la pena, era hora de que al fin ambas familias conocieran donde Tom y tú iban a vivir por el resto de su vida. Y ahí empezó el viaje. Al llegar a Venecia luego del agotador viaje tú y Tom dirigieron a cada familia a su respectivo departamento que quedaba al lado de vuestra casa. Ustedes se dirigieron a su casa y al verla, emociones incontrolables vinieron a sus mentes.
Tom: -Te abraza por la cintura- Nuestro hogar...
Tu: -Te acercas lentamente y le das un beso tierno, algo fraternal- "Home sweet home..."
Y de la nada apareció Zanahoria entre los arbustos del patio frontal, el animal ladraba emocionado al verlos, saltaba como nunca. Pobre perro, se había quedado con un vecino a cargo de él y no tenía a quien hacer cariños, pero ahora estaban ustedes y su felicidad floreció.
Zanahoria: Guau, guau, guau -Saltaba mientras los miraba a través de la reja-
Tu: -Sonreíste a más no poder a ver a tu primera mascota, se veía tan tierno y adorable, abriste la reja para abrazarlo y hacerle cariños, te agachaste para estar a la altura de Zanahoria-
Tom: Claro, me dejas por el perro.
Tu: -Ríes- No, claro que no tontito -Vuelves a reír y Tom se agacha para besarte, al estar a la altura del perro comienza a acariciarlo al igual que tú- ¿Cómo has estado?, ¿Te han cuidado bien? -Le hablabas a Zanahoria como quien hablara con un bebé, estabas demasiado alegre que lo tomaste en tus brazos y con Tom entraron a la casa-
Tom: Hace tiempo que no dábamos un pie por la casa, se ve más linda.
Tu: Si, y acogedora -Te volteas para ver a Tom y le das un beso-
Zanahoria: Guau guauguau -Ladraba el animal entre medio de ustedes-
Tom: ¡Pero Zanahoria! -Tom se alejó sacando al perro de encima mientras reía-
Tu: -Ríes- Siempre arruinando momentos románticos. –Y tenías razón, Zanahoria siempre se metía en situaciones bastantes comprometedoras, finalmente siempre terminaba ladrando a Tom- Siempre te ladra cuando me besas.
Tom: -Levanta una ceja y te observa- ¿Enserio?, quizás… -Su cuerpo comenzó a acercarse lentamente al tuyo, esa mirada que recibías te mataba, era tan sensual y provocativa que tus hormonas se revolcaron-...quizás el perro piensa que te hago daño. –Sus manos te rodearon acorralándote en sus brazos- O que te acoso. –Soltaste una risita ante tal suposición- Puede que sea cierto, soy algo posesivo con lo que es mío, y lo demuestro con cierta agresividad a veces, sobre todo cuando estamos solos y te ves tan delicada… -Se iba acercando sus labios de a poco-… frágil… -Iba llegando a tus labios-… vulnerable… -Faltaba poco…- … me haces excitarme con un solo movimiento.
Tu: -Te sorprendes ante tal afirmación, Tom nunca había sido así, pero ese lado oculto hiso que te sonrojaras, al parecer te gustaba-  ¿Enserio? –Levantas una ceja y lo miras coqueta. Echas un vistazo a su pantalón y te encontraste con una sorpresita, un bulto en su pantalón demostraba que lo que había dicho era cierto. Tus mejillas se volvieron más rojas que antes y sonreíste- Tom, ¿no puedes aguantarte? –Rodeas su cuello con tus manos- Acabamos de llegar.
Tom: -Se acerca a tu cuello- Un hombre tienes sus necesidades. –Besa tu hombro descubierto-
Tu: -Tu temperatura corporal empezó a subir- ¿Si?
Tom: -Besó tu cuello dejando su calor en él, mientras, sus manos daban un viaje por tus nalgas acariciándolas- Pero por supuesto. –Te susurró al oído- Me encantas.
Tu: -Sonreíste- Me fascinas. –Te subiste a él cruzando tus muslos en su cintura mientras lo besabas con pasión-
Al parecer se habían olvidado de lo que pasaba a su alrededor, solo eran ustedes y nada más, ustedes y su amor. Sentir su calor rosar tu sensible piel era una de las mejores sensaciones que podían existir, era tan especial y única que ninguna se podía comparar, Tom era fantástico y sin dudar era el hombre de tus sueños. Al fin podías sacar en cara a esa gente que decía que el amor solo es sufrimiento y que los cuentos de hadas no son reales que si lo eran, a fin de cuentas, lo era y estabas feliz de poder afirmarlo. Tom era jodidamente perfecto, mucho más que todos esos príncipes de Disney, él era ÉL príncipe. Además, era real. 
Tom: -Ya estaban recostados en la cama regalándose besos a más no poder cuando de la nada Tom se detiene y lo miras extrañada respirando rápidamente, Tom estaba igual- Casémonos el Sábado. –Su voz fue ruda y segura-
Tu: -Respirando rápido se forma una enorme sonrisa en tu rostro- Sí, sí, sí ¡Ay Tom! Te amo, te amo, te amo. –Besaste varias veces sus labios repitiendo el “Te amo”, estabas emocionada y feliz, se iban a casar finalmente el Sábado y eso te llenaba el alma, al fin había una fecha clara-
Tom: -Ríe y posiciona sus manos en tus mejillas, te miró fijamente-
Tu: -Observaste sus ojos entrando en el interior de ellos-
Tom: Fuiste, eres y serás siempre mía.
Tu: -Sonreíste a más no poder y con emoción besas sus labios llena de pasión junto con felicidad, como te llenaba el corazón Tom con tan solo pocas palabras, “Ay, Tom… Tom… Tom…” Realmente estabas enamorada.- Quiero tenerte conmigo siempre y para siempre. Te amo, amor.
Sus cuerpos se juntaron en vuestra cama disfrutando de sus caricias que tanto amor transmitían, cada movimiento lo transmitía. No importaba el resto, solo ustedes felices juntos, a la mierda el mundo, su amor era jodidamente inmenso, único y reservado para ambos. 
Tu: -Tom te llenaba de besos el cuerpo con tanto deseo que te llegaban a dar escalofríos dulces- Soy tan afortunada de tenerte. –Tomas su mano y la besas- Te amo tanto, Tom, que no tiene explicación o definición lo que siento, solo es… el sentimiento más hermoso que puede sentir una persona, más allá de la atracción. Simplemente es…amor.
Tom se acercó a ti y sus narices se rosaron, su respiración chocaba con la tuya y sus ojos intercambiaban miradas, ambos se introducían en tal profundidad de ellos. Tomaron sus manos y la conexión que tuvieron en ese instante fue inexplicable, como si acabaran de tener un contacto más allá de lo físico, no podían apartar sus miradas se habían dejado llevar por sus ojos y sentimientos enlazados. Y de repente al darse cuenta de lo que había pasado reaccionaron, sin dejar de mirarse soltaron una risa y Tom besó tus labios callándola. Seguiste el beso esta vez transformándolo a uno más apasionado y te acomodaste para terminar sentada en Tom, retiraste su camisa dejando al descubierto esos abdominales que tanto te volvían loca. Pasaste tus suaves manos por ellos y te acercaste a sus labios para jugar con ellos.
Tom: Nunca pensé que iría a amar tanto a una persona como te estoy amando en estos momentos. Realmente te amo con absolutamente todo mí ser.

***
A los pocos días todo estaba listo para la boda, todo resultaba de maravillas y todo se veía hermoso, solo faltaba que llegara el Sábado, que no estaba tan lejos, solo había que esperar un día. Ambas familias estaban más que contentas con tal hermosa noticia y además aprovecharon de vacacionar en la hermosa playa de Venecia a la cual habían ido, ¿Acaso no podía ser mejor?, El Martes habías ido a comprar el vestido de novia con Javiera y Constanza, este era hermoso y te quedaba perfecto, lo amabas y sin dudas era el mejor que podías haber visto. No aguantabas más la emoción, ya era jueves y no quedaba nada para que fuera sábado, hasta que recibiste una llamada de Constanza que te bajó de esa nube de emoción.
Tu: -Contestas- ¿Hola?
Constanza: Hola amiga, ¿Cómo estás?
Tu: Bien, acá estaba muriendo de emoción por el sábado y me llamaste. –Ríes-
Constanza: Ja, oye te llame porque como somos tus queridas amigas del alma, Constanza y Javiera –Ríe al hablar en primera persona- quisimos armarte una despedida de soltera, y…
Ibas a responderle con un grito preguntándole la razón por la que la había hecho pero de repente la puerta de tu habitación se abre y ves a unos dos hombres, bastante apuestos con muy poca ropa, y a Javiera con Constanza atrás de ellos. Estaban muertas de la risa al ver tu reacción pero la aguantaron.
Javiera: Y estamos acá para llevarte a la fiesta. –Sonríe-
Tu: -No tenías respuesta para esto… pero, ¿qué mierda? Oh Dios, ¿qué iría a pensar Tom al respecto? Es demasiado celoso y si el viera a esos hombres vestidos así enloquecería-
Constanza: -Ríe- Y, (Tn), ¿Vendrás o no?
Tú: …



Chicaaaas sé que deben de estar extrañando los capítulos porque el Sábado pasado no subí, bueno, no pude subir capítulo porque estoy de vacaciones, recién el Martes estaría llegando a mi casa, y ahora estoy subiendo capítulo desde un ciber, así que la gran idea que se me ocurrió para compensarlas fue que haré una maratón de "Volviendo a tener esperanza". Como ya esta temporada está llegando a su final se me ocurrió hacer esta maratón que estaría durando hasta el jueves que viene, así que chicas espero que les guste este capítulo, las amo y extraño demasiado, gracias por leer este capítulo y me voy pero sin antes decir, vibras positivas *-* que tengan un bonito día<3

viernes, 11 de enero de 2013

"Capítulo 19..."

Mientras, Tom y tú.
Ambos estaban caminando por el cerro que habían ido hace dos días, al parecer a los dos les gustó este ya que era un bonito lugar para pasear y estar aislados de la gente debido a que al cerro no iba casi nadie. Necesitaban hablar de algo muy importante.
Tom: -Estaba acostado en el césped junto a ti, tu estabas acurrucada en su pecho- Que relajante es estar acá sin que nadie nos moleste. -Sonrío satisfecho- Solo tú y yo.
Tu: Sí...-Suspiraste-...me siento conforme -Te acercas a el y le besas los labios-
Tom: Amor... -Su mano izquierda se acercó a tu mejilla haciendo suaves movimientos, acariciándola-
Tu: -Más relajada al sentir su calor rosar tu mejilla- Dime, amor.
Tom: Sabes he estado pensando en... -Guardó silencio unos minutos-....la fecha de nuestro casamiento.
Tu: -Tu rostro cambió a uno de felicidad y emoción- Oh, es cierto.
Tom: ¿Y que opinas? -Sonríe-
Tu: -Piensas un poco- A mi me encantaría que fuera pronto, sería hermoso...-Lo miras fijo-...me gustaría hacerlo pronto.
Tom: -Sonríe- Y yo más que nada en el mundo. Quiero casarme contigo pronto, ¿y sabes que?, nos casamos, nos casaremos este mes, en Venecia. -Sonríe ansioso al imaginar tal hermosa escena-
Tu: Wow -Te sorprendes y te emocionas- ¿Enserio? -Te posas encima de él y le sonríes- ay Tom... -Acercas tus labios a los de él y lo besas con pasión, al fin tenían una fecha para su boda y ambos estaban entusiasmados con el tema-
Tom: Va a ser lo mejor, estoy seguro.
Ambos se observan fijamente a los ojos y se besaron una vez más. Era increíble como esa sensación tan hermosa que sentían los dos al cruzar sus miradas aun no desaparecía o se formaba cotidiana, al contrario, cada vez que cruzaban miradas se creaba un sentimiento nuevo, fresco y sensacional. No podía ser mejor.

***
Luego, en la tarde del mismo día.
Javiera, Jared, Constanza, Bill, Andreas, Tom y tú estaban reunidos en la sala principal de la mansión Tabano. Todos estaban sentados en sillones.
Andreas: Bien, ¿Y por qué estamos aquí?
Tu: -Tomas la mano de Tom- Chicos, estamos aquí porque queríamos darles una noticia realmente hermosa para nosotros...
Tom: -Siguió-...y es que nos vamos a casar a fin de mes -Sonríe al igual que tú-
Todos quedaron sorprendidos ante tal noticia, ¿como iban a casarse a tan pocos días?.
Bill: Wow, ¿Y por qué a fin de mes?, ¿No lo consideran un poco... temprano?
Javiera: Sí, y ¿Van a casarse aquí, en Alemania?
Tu: -Sonríes- No lo consideramos temprano. -Miras a Tom con cierta ternura- Nos queremos casar pronto porque si queremos adoptar un hijo sus padres tienen que estar casados...
Tom: -Sigue-...y además tarde o temprano habrá que hacerlo. -Ríe- Y los reunimos aquí porque no va a ser en Alemania sino que en Venecia.
Todos quedaron con la boca abierta, literalmente.
Andreas: ¿Qué? pero... ¿Cómo vamos a ir a Venecia? estas loco. -Suelta una leve risa-
Javiera: Sí, y ¿como vamos a pagar el viaje de ida y vuelta?
Tu: -Interrumpiendo las preguntas- Escuchen, por algo los reunimos aquí para aclarar esto. 
Tom: Como sabrán, todos tenemos demasiado dinero para gastarlo en lo que queramos, y no digamos que no porque es mucha con todo lo que ganamos por nuestra familia y en el caso de Bill y yo, por Tokio Hotel. Y si por alguna razón a alguien le faltaría dinero no se preocupen que nosotros invitamos el viaje a Venecia, además luego de casarnos vamos a disfrutar de unas hermosas vacaciones que sé que muchos la esperan.
Constanza: Wow, que increíble. Chicos, enserio, no se preocupen del dinero, en mi caso yo puedo pagar el viaje mio así que no tengo problemas -Sonríe-
Javiera: Yo tampoco, ahora que lo pienso.
Jared: Ni yo. -Sonríe-
Bill: Obviamente yo tampoco. -Ríe-
Andreas: Yo tampoco, pueden estar tranquilos.
Tu: Bien, entonces está echo, se nos vienen a Venecia a fin de mes. -Sonríes al igual que todos-
Andreas: Esta noticia hay que celebrarla con una buena "chela". (Chela: Cerveza)
Andreas se retira hacía la cocina y vuelve al salón con una cerveza y copas, les sirve a todos y los felicitan por tal hermosa noticia. Casarse... ¿quien lo diría?.
Tu: Y bien, Javiera, vemos que volvieron con Jared.
Jared: -Mira a Javiera y ella lo mira, ambos rieron y Javiera le dio un beso-
Javiera: -Vuelve a mirarte- Sí, ayer aclaramos las cosas... -Se acomoda en el hombro de Jared y le da otro beso-
Tom: Y Bill, al fin hermano te colocaste los pantalones.
Bill: -Mira a Constanza y le da un beso- Sí, y fue lo mejor que pude hacer. -A ella- Te amo.
Constanza: -Le da otro beso y vuelven a mirarlos- Sí... -Ríe-.
Andreas: Parece que soy el único que no trajo su pareja, se siente incomodo.
Todos rieron y miraron a sus parejas respectivas.
Tu: -Paras de reír- ¿Estas de novio? -Te sorprendes-
Andreas: Sí -Sonríe-
Bill: Que bien, ¿y como es la chica?
Andreas: Es... la más hermosa de todas.
Todos lo molestaron diciéndole la frase célebre de "Uuuuy" y Andreas se cohibió, luego, volvieron a hablar sobre cosas de la vida. A fin de cuentas, todo resultaba como debía de resultar, todos eran felices y habían encontrado a sus almas gemelas. Por fin había tranquilidad en la casa y eso los hacía estar satisfechos a todos.
***
A fin de mes, 08:37 AM.
Ahí se encontraban todos, llenos de maletas y bolsos esperando el avión que los llevaría de Hamburgo, Alemania a Venecia, Italia. A las 8:40 el avión iba a llegar, todos estaban esperando en asientos pero faltaba Simone y Gordon, aun no llegaban y Tom comenzaba a preocuparse.
Tu: Ya, tranquilo, van a llegar. -Le tomas la mano y eso hizo que se calmara un poco-
Tom: Ay, eso me relajó. -Te observa y te da un beso-
Simone: -Casi corriendo donde ustedes- Lo siento hijo. -Le da un beso en la mejilla a Tom- Hubo un tráfico horrible y Gordon no pudo hacer nada.
Tom: No te preocupes mamá, estas acá. -Sonríe-
Simone: -Le sonríe a su hijo y luego te mira a ti- Hija, ¿como estas?
Tu: Bien, gracias Simone -La saludas-
Gordon: Hola Tom -Lo saluda- Hola (Tn) -Te saluda- Georg y Gustav vienen atrás, se quedaron comprando cosas para comer. -Rió-
Tom: Como siempre. -Hace una mueca y ríe-
A las 8:40 el avión llegó y se subieron para tener un laaargo viaje, pero valía la pena, era hora de que al fin ambas familias conocieran donde iban a vivir por el resto de su vida. Y ahí empezó el viaje.



Aquí está el nuevo capítulo*-* debo de decir que no hallé las palabras para escribirlo:/ estaba sin inspiración, pero al fin y al cabo aquí está así que espero que les haya gustado y comenten que les pareció la noticia*--* .. Las A M O ♥ y vibras positivas pequeñas, gracias por leer este capítulo. Debo de decir que nos estamos acercando al final de la fanfiction y wow, estoy muy emocionada porque es un final diferente, nunca he escrito algo así, y se suponía que no tenía que decir eso:c pero una pista no daña a nadie kakjda♥ Adiós hermosas*-*